Diccionario Mexicano – Argentino

Para el entendimiento cultural

Para el entendimiento cultural

Este post pretende servir de guía para que tantos mexicanos como argentinos cuando visiten o interactúen con personas del otro mencionado país, lleguen a entenderse fácilmente y sin caer en malos entendidos.

Abarrotes = Almacén

Abarrotes = Almacén

Muchas veces presenciamos o somos parte de malos entendidos, debido a las diferencias culturales. Como el equipo de Plan B Viajero está conformado por una argentina y un mexicano, de alguna manera podemos hablar un poco desde la experiencia y de observar la cultura de la otra parte. Somos hermanxs latinxs, más allá de las diferencias.

Otra manera de decir: Prohibido estacionarse

Otra manera de decir: Prohibido estacionarse

Aquí algunos puntos a tener en cuenta para comprender la cultura mexicana y argentina:

1)   Lo que el chile es a México, el mate es a Argentina. Casi que debería ser ley esto.

Si el chile o el mate son algo imprescindible en tu vida, entenderás de qué hablo, por lo tanto comprenderás lo que significa para la otra mitad. Si te dan a probar alguna de estas dos cosas, ten en cuenta que están queriendo compartir una de las cosas más representativas de su cultura. Puede que el sabor del mate te sepa demasiado amargo o caliente la primera vez que lo pruebes, o que sientas que todos los chiles pican y mucho. Pero a medida que lo vas incorporando, tanto el mate como el chile son cosas difíciles de dejar.

En el caso de Camilo, la primera vez que probó el mate pensó que era horrible; con el tiempo fue aceptándolo, hasta darse cuenta de que en realidad le encanta! Mi experiencia con el picante no fue muy distinta, la primera vez que probé una comida realmente picante (para ese momento lo más picante en mi cosmovisión era el pimentón, sí! como lo leen) fue un plato que preparó su madre: enchiladas. Me fue imposible terminar la comida que había en mi plato, aunque deseaba comerlo todo (sobretodo y teniendo en cuenta que en Buenos Aires esos ingredientes no se consiguen fácilmente) En la actualidad no voy a decir que me encanta el chile habanero (aunque el pico de gallo es con este chile o no es lo mismo) pero aprendí a distinguir los diferentes sabores de los chiles. Descubrí por ejemplo, que mi picante favorito es el chile morita y por detrás le sigue el chipotle. Con la yerba mate pasa algo parecido, hay muchas marcas, hay sin palo- con palo, más suaves o más fuertes, y una vez que encuentras esa que da justo con tu paladar, cuesta cambiar.

2) En Argentina se tiende a hablar alto, en México es hablar cuando se está muy enojado.

Camilo siempre me cuenta lo extraño que le pareció todo cuando llegó a vivir a Buenos Aires con 13 años. Ríe al recordar el primer día de escuela, es que entre el lenguaje y el acento completamente distinto (y lo alto que hablaban) pensó que todxs se estaban peleando entre sí. Por mi parte cuando llegué a México, tuve que moderar el tono de mi voz (que de por sí, no es para nada calma jeje) porque me di cuenta que esto estaba perjudicando la comunicación con las personas locales.

3) El humor sarcástico argentino es lo que el albureo al mexicano. En general, el sarcasmo y la sátira es el humor que manejamos lxs argentinxs. Amigxs mexicanxs que han visitado Argentina han sido víctimas de esto, como lo he sido yo por mi amiga chilanga del albureo.

4) La comida es la comida SIEMPRE. Con esto voy a que sí, claramente siempre la comida de nuestro país nos va a parecer lo más increíble sensacional del mundo, pero cuando viajamos o conocemos gente de otros países tenemos que estar abiertxs a otras costumbres, sabores y gustos. Por lo que es muy probable que la comida se sienta insulsa sin picante, o que nos sea imposible comerla porque sentimos que pica demasiado. Para no entrar en penas, hay que comprender una cosa (o dos) Argentina es un país agro-ganadero, los platos son simples porque lo que se prioriza es la calidad de los productos, es decir una albahaca bien perfumada, un tomate fresco, etc. Además, la actual población argentina es resultado directo de una gran ola de inmigrantes (principalmente trabajadores de clases campesinas y obreras) que ingresaron entre 1850-1950, mayoritariamente italianos y españoles. Por lo que muchos de los platos son pastas y pizzas. En cambio, la importancia en la cocina mexicana pasa por un buen sazón, que tan bien condimentada esté, la elaboración de un plato puede llevar hasta 24 horas (o más)

Una de mis comidas mexicanas favoritas: Chilaquiles

Una de mis comidas mexicanas favoritas: Chilaquiles

5) Fernet = Michelada. No me gustan ninguna de las cosas, el fernet porque comúnmente se prepara con una famosa y multinacional gaseosa (me caen muy mal las gaseosas en general) y la michelada me resulta muy extraño el sabor  y aún no consigo acostumbrarme, prefiero la chelada (cerveza con mucho limón) pero! Gustos son gustos.

Llevo 2 año viajando por México, en ese tiempo tuve que incorporar vocabulario local para hacerme comprender, y por una simple razón por ejemplo, si decía “guita” en vez de “lana” o “baro”, nadie comprendía qué estaba diciendo. En la actualidad ya tengo incorporadas muchas palabras, que hasta me cuesta pensarlas en argentino.

Se Alquila

Se Alquila

Con Camilo hace 3 años que nos conocemos (más de 2 que vamos viajando juntxs) en este tiempo hemos aprendido mucho de la otra mitad, y hemos llegado a la conclusión que son más las similitudes que las diferencias, y que esas diferencias no son una barrera para nosotrxs, que nos ayudan a abrirnos a y a aprender de otras culturas.

Compartimos video de las variaciones idiomáticas

 

México por Gabriela:

El México que me gusta

El México que me gusta

Corría el 2012 y ya había comprendido que había y que tenía que comenzar de nuevo. Una fuerza natural me guiaba. Nunca había tenido algo tan claro en mi vida, a fines de ese año saldría de Argentina para viajar por Latinoamérica y no me detendría hasta llegar a México. Mucha gente pensaba que estaba loca, había abandonado mi carrera, cambiado de ciudad y cortado con relaciones que me mantenían caminando en círculo. En realidad, nunca había estado tan lúcida. El impulso a romper con mis fronteras mentales me trajo hasta aquí: México. Lo que pasó después no estaba ni cerca de imaginarlo…

México primero me despertó, me puso frente a mis esquinas más incómodas, me hizo llorar, gritar, levantarme, despertar y volver a comenzar. Me vió renacer, me transformó, me permitió transmutar. En México me encontré y me reconocí. Acepté mis formas, lo que me gustaba y no de mí. Hoy me reconozco en armonía conmigo misma, y por ello le estaré eternamente agradecida a este hermoso país.

Amo el México cotidiano, el de los tianguis y el mercado, el de las tortillas de maíz, del chipotle y el chile morita, el de los frijoles y el elote, del son jarocho, el de las playas paradisíacas y de las populares, el de montañas mágicas y rituales ancestrales, el del caos urbano y el de los pequeños pueblos, el de los dialectos, el de la resistencia y el de la lucha. Me gusta el México donde se dice buen provecho sin importar quién sea, se grita “aguas” para decir cuidado, y siempre se saluda con un “que le vaya bien”.

Una parte de mi se queda en México, y una parte de México se irá conmigo, porque este país es mi lugar por elección.

Plan B Viajero Frases mexicanas - a

Argentina por Camilo:

La Argentina que me gusta

La Argentina que me gusta

Me mude a vivir con mi familia en el año 2006 a la ciudad de Buenos Aires, lugar en el que viví hasta el año 2012 cuando decidí salir con Gaby a recorrer Latinoamérica. Es innegable que una parte mía pertenece ahí, como otra parte pertenece a México. Me trataron como a uno más desde el primer día.

Argentina es un lugar al que siempre voy a volver, donde se encuentran grandes amigxs, donde formé muchos aspectos que tienen que ver con la persona que soy ahora, y del cual estoy muy agradecido. Un lugar de gente generosa, creativa y compañera. Más allá de la fama que pueden tener fuera, la realidad es que no se puede meter a todas las personas en la misma bolsa; me llevo más gente linda que fea.

Por otro lado me quedé con muchísimas ganas de conocer todavía más Argentina, ya que es un país diverso, complejo y multi-cultural, pero ya habrá tiempo para conocerlo a fondo y en bicicleta …

Algunas recomendaciones para visitar Argentina:

Para visitar la Patagonia los meses más recomendables son de noviembre a marzo (primavera y verano en el Hemisferio Sur) En cambio los meses más recomendados para visitar el norte del país son de abril a septiembre, donde las lluvias son menos frecuentes y hace menos calor durante el día (además es temporada baja)

Requisitos para visitar Argentina:

El plazo máximo de permanencia es de noventa (90) días, que podrá extenderse por única vez presentándose en cualquiera de las delegaciones de la Dirección Nacional de Migraciones, antes de que expire el plazo originalmente concedido.

Al llegar a la Argentina no se exige ningún certificado de vacunación, salvo contra el cólera y la fiebre amarilla, a pasajeros procedentes de países en los que esas enfermedades son endémicas.

No necesitan visado para estadías menores a 90 días, los ciudadanos de: La Unión Europea, de los Estados Unidos de América y de los siguientes países latinoamericanos: Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay, Uruguay, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú y Venezuela.

Requisitos para gestionar la visa:

  • Pasaporte válido u otro documento de viaje reconocido por la República Argentina.
  • Formulario de solicitud (provisto por el consulado).
  • 1 fotografía 4 x 4.
  • Pasaje de ida y vuelta.
  • Pago del arancel consular.
  • Probar medios económicos para la estadía.

El plazo máximo de permanencia es de noventa (90) días prorrogables, presentándose en cualquier delegación de la Dirección Nacional de Migraciones antes de que expire el plazo original.

 

Algunas recomendaciones para visitar México:

No hay mal tiempo para visitar México, sin embargo de julio a octubre es la temporada más húmeda y calurosa en la mayoría del país.

De julio y agosto es la temporada alta en México al igual que de mediados de diciembre a principios de enero y semana santa, por lo que el presupuesto para esos meses deberá ser mayor, además se volverá más dificultoso conseguir hospedaje.

Requisitos para visitar México:  

El plazo máximo de permanencia es de ciento ochenta (180) días. Si ingresas al país por vía aérea, te será requerido pasaje de regreso al lugar de origen, con fecha cierta de retorno que no supere los 180 días de estadía en México. Comprobante de pago de hotel ó reserva hotelera garantizada con tarjeta de crédito, para una estadía que coincida con el plazo de permanencia que surja del pasaje aéreo. En caso de alojarte en un domicilio particular, deberás presentar una nota donde se incluyan todos sus datos personales (nombre, dirección, teléfono).

Comprobante de solvencia económica, ya sea mostrando 500 dólares en efectivo o el equivalente en tarjeta de crédito.

No necesitan visado para estadías menores a 90 días, los ciudadanos de: Alemania, Andorra, Argentina, Aruba, Australia, Austria, Bélgica, Bahamas, Bulgaria, Canadá, Chipre, Corea del Sur, Costa Rica, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estados Unidos de América, Estonia, Finlandia, Francia, Gran Bretaña, Grecia, Hungría, Hong Kong, Irlanda, Islandia, Israel, Italia, Japón, Letonia, Liechtenstein, Lituania, Luxemburgo, Malta, Mónaco, Noruega, Nueva Zelanda, Países Bajos, Panamá, Polonia, Portugal, Puerto Rico, Rumania, San Marino, Singapur, Suecia, Suiza, Uruguay y Venezuela.

Anuncios

2 pensamientos en “Diccionario Mexicano – Argentino

  1. “Amo el México cotidiano, el de los tianguis y el mercado, el de las tortillas de maíz, del chipotle y el chile morita, el de los frijoles y el elote, del son jarocho, el de las playas paradisíacas y de las populares, el de montañas mágicas y rituales ancestrales, el del caos urbano y el de los pequeños pueblos, el de los dialectos, el de la resistencia y el de la lucha. Me gusta el México donde se dice buen provecho sin importar quién sea, se grita “aguas” para decir cuidado, y siempre se saluda con un “que le vaya bien”. ❤

    Y lo de hablar alto también es problema del Norte!! Acá se habla con cierto cantado y volúmen que se considera muy brusco o agresivo para el Sur y Centro del país P:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s